¿Para qué sirven los baños de Sol?

Los baños de sol permiten desde el primer mes de vida del bebé establecer su reloj biológico, formar hábitos de sueño saludables y reducir la ictericia neonatal.

Generalmente la ictericia sucede porque el hígado del bebé no está lo suficientemente desarrollado para manejar los niveles de bilirrubina, por lo regular se manifiesta en los recién nacidos con algún color amarillento en la piel, más notoria cuando el bebé tiene de 2 a 4 días, la mayoría de las veces no causa problemas y desaparece al cabo de 2 semanas.

Los baños de sol son necesarios para que el organismo produzca vitamina D, suficiente para mantener los niveles normales de calcio y fósforo en la sangre, misma que ayuda a la absorción de calcio en los huesos.

Sugerencias de cómo realizar los baños de sol para tu bebé.

1.- El mejor momento para colocar al bebé es antes de las 10 de la mañana o después de las 4 de la tarde, ya que en este horario los efectos negativos de sol son menores.

2.- Quita la ropa del bebé, dejando descubierta su piel (sólo con pañal) cuidando que sea en un lugar en donde no haya alguna corriente de aire, y evita abrir alguna ventana o utiliza ropa ligera con colores claros y de tela de algodón preferiblemente para cubrir su cuerpo.

3.- Tómalo entre tus brazos para acercarlo poco a poco a la luz del sol a través de una ventana, el baño debe realizarse dentro de la casa.

4.- Cuida que el sol no tenga contacto directo con los ojos de tu bebé, de preferencia cúbrelos con un paño pequeño.

5.- La exposición máxima debe ser de 10 minutos, alternándolo boca arriba y boca abajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *